¿Qué hacen FaceApp y otras aplicaciones con nuestros datos?

FaceApp es sin duda alguna, la aplicación del momento.

Ya hemos visto a casi todos los famosos hacerse viejos y muchos no hemos podido caer en la tentación de probarla.

Sin embargo, se ha vuelto a reabrir la polémica sobre la privacidad y la cesión de nuestros datos sin conocer las verdaderas consecuencias.

Hoy vamos analizar el fenómeno de FaceApp, la app que utiliza algoritmos de inteligencia artificial para transformar rostros que no ha dejado a nadie indiferente.

FaceApp, la aplicación de moda

FaceApp ya se ha convertido sin duda alguna, en la aplicación del verano.

Todas las redes sociales se han inundado de rostros famosos y anónimos que comparten sus selfies caracterizados como niños, ancianos o cambiando de sexo.

FaceApp-reabre-la-polemica-RGPD-getfluence
Miles de famosos ya han pasado por FaceApp. Imagen: La Vanguardia.

Hasta aquí, nada que no hayamos visto ya en otras aplicaciones como Snapchat u otras apps similares.

Aunque en el caso de FaceApp, se dan una serie de circunstancias que han disparado todas las alarmas:

  • El hecho de que los servidores de esta app se encuentren en Rusia ha sido algo que no ha dejado a nadie indiferente.
  • Por otro lado, una política de privacidad lo suficientemente ambigua como para que cualquiera se lo piense dos veces antes de aceptarla.

Las primeras voces de alarma acerca de los riesgos de utilizar esta nueva app no han tardado en extenderse como la pólvora.

Y es que: ¿hasta que punto somos conscientes de lo que sucede con nuestras imágenes una vez las cedemos a estas aplicaciones?

FaceApp no solo altera imágenes propias subidas por los usuarios, sino las de terceros, pudiendo afectar a sus derechos.

Se reabre una vieja herida sobre la protección y privacidad de nuestros datos.

Y es que, realmente, no sabemos con qué fines son utilizados o qué derechos estamos cediendo a este tipo de aplicaciones.

¿Cómo funciona FaceApp?

FaceApp es una aplicación cuya interfaz es realmente sencilla.

Puedes hacerte una fotografía con tu propio dispositivo o bien subir una imagen de tu galería.

El siguiente paso será retocarla a través de los filtros preestablecidos y guardarla o compartirla en redes sociales.

Para retocar las imágenes, FaceApp utiliza filtros que aplican cambios automáticos tras un reconocimiento facial.

Esta aplicación permite además subir fotos de terceros o incluso, de famosos cuyas fotos se pueden conseguir fácilmente en Internet.

FaceApp utiliza algoritmos de inteligencia artificial que aprenden automáticamente con cada nueva foto retocada Click Para Twittear

Estos retoques se aplican gracias al aprendizaje automático, calificado por algunos como “inteligencia artificial”.

¿Cómo se consigue esto?

La aplicación compara las miles de imágenes guardadas en su base de datos y aprende a reproducir cambios similares.

Cuanto mayor sea la cantidad de fotografías retocadas con FaceApp, mejores serán los resultados futuros.

Esto es así debido a que los algoritmos inteligentes van aprendiendo con la práctica.

¿Dónde se almacenan todos nuestros datos?

FaceApp indica a sus usuarios que la información es guardada y procesada en EE. UU. y “otras regiones” donde opera la empresa.

Se advierte de que es posible que en algún momento se transfiera esta información a otros países cuyas leyes de uso de los datos sean similares.

Por lo tanto, en el caso de que FaceApp pudiera ser comprada o disuelta, todos estos datos podrían ser transferidos a terceros.

En conclusión. Los datos de sus usuarios podrían estar en manos de cualquiera y en cualquier parte del mundo.

medios-avisan-de-los-riesgos-de-faceapp-getfluence
Algunos organismos ya avisan de los riesgos de utilizar este tipo de apps.

La política de privacidad de FaceApp no se renueva desde 2017

Una de las cuestiones que más ha llamado la atención sobre FaceApp es que su política de privacidad nunca ha sido revisada.

En España y desde el pasado 25 de mayo de 2018, todos los negocios digitales tienen la obligación de cumplir con la RGPD.

La RGPD es la nueva normativa de protección de datos de los usuarios.

Esta ley se creó para regular el derecho fundamental a la protección de los datos, así como garantizar los derechos digitales de los ciudadanos.

FaceApp no solo no cumple con esta normativa, sino que no ha cambiado su política de privacidad desde su lanzamiento en enero de 2017.
FaceApp no ha adaptado sus políticas de privacidad a la nueva normativa europea de protección de datos (RGPD) Click Para Twittear

Por lo tanto, quedaría bajo la responsabilidad de los usuarios el uso y cesión de los mismos.

Los usuarios no tendrían entonces ningún control sobre sus datos si FaceApp decidiera transferirlos en algún momento.

Nuestros datos podrían estar en peligro

No es una polémica nueva dentro de la privacidad de datos.

Ya lo hemos visto en otras ocasiones con Facebook, Instagram y otras redes sociales.

Su actual negocio se basa en utilizar los miles de datos que cada día recopilan de sus usuarios.

Una fuente inagotable de información muy valiosa para las empresas, que no dudan en pagar millones por ella.

Hace tan solo unos días saltaba la noticia:

Facebook había vuelto a ser multado por la Comisión Federal de Comercio de los EE. UU., esta vez con 5.000 millones de dólares.

¿Hasta que punto están nuestros datos en peligro?

En líneas generales, la política de privacidad de FaceApp tampoco difiere tanto de otras aplicaciones similares.

Sigue siendo igual de ambigua y no especifica claramente qué tratamiento le darán a nuestros datos.

Si la empresa es adquirida por una gran corporación o el CNI, toda tu información sería transferida al comprador y perderías el escaso control.

Cualquier persona que suba una fotografía junto con su nombre y otros datos de identificación en cualquier aplicación o red social, queda expuesto de ser captado por programas de reconocimiento facial”.

reconocimiento-facial-apps-getfuence
Las aplicaciones actuales utilizan algoritmos de reconocimiento facial. Imagen: Hipertextual.

Jon Lawrence, de Electronic Frontiers Australia, cuenta que:

“El reconocimiento facial se está convirtiendo en un elemento clave de la identidad digital, por lo que las personas deberíamos comenzar a protegerlo como si de cualquier otro dato sensible se tratase».

Estas aplicaciones tienden a recolectar más información de la necesaria para operar.

Si sumamos a todo esto una política de privacidad nada clara, creemos que tenemos motivos más que suficientes como para pensarlo dos veces antes de utilizar este tipo de aplicaciones.

Las modas son pasajeras

Memes, modas virales, aplicaciones…

Pocas veces nos paramos a pensar en lo que ocurrirá con todos los datos que cedemos cada día a estas apps.

FaceApp, al igual que muchas otras, no deja nada claro qué sucederá con tus imágenes una vez que des de baja la aplicación o dejes de utilizar el servicio.

Incluso si pidieras explícitamente que eliminasen todos tus datos de la misma.

Te invitamos a que hagas una reflexión acerca de la importancia de leer previamente las políticas de privacidad y ceder ciertos datos a terceros.

¡No nos extrañemos si encontramos alguna vez nuestra imagen en cualquier web o reclamo publicitario en algún país extranjero!

¡Algunos hasta han sabido cómo aprovechar el momento! No sabemos qué agencia está detrás de esta imagen para Nivea, pero si quieres conocer las mejores agencias de marketing made in Spain no te pierdas nuestro artículo del blog.

Nivea y su anuncio viral gracias al éxito de FaceApp.

Desde getfluence, la plataforma líder en Europa para conectar agencias y marcas con los mejores bloggers, hemos hecho el ejercicio. No te pierdas cómo será nuestro equipo dentro de unos años.